domingo, octubre 28, 2012

Santa Marta, Ciudad sin oportunidades.

Santa Marta, la magia de tenerlo todo es el lema que nos enorgullece a los samarios al mencionarlo, y entender que Dios y la naturaleza se agracio con nosotros, regalándonos todo un paraíso terrenal, Una ciudad que por su ubicación y características geográficas y naturales debería por si sola se un motor de impulso para el desarrollo de Colombia.
Sin embargo, nuestra ciudad no es ni sombra de progreso para el país, una ciudad estancada hace muchos años gracias a las malas administraciones distritales que le han dejado a Santa Marta un rezago en desarrollo empresarial, turístico y de seguridad impresionante. Quizás parte de la culpa de esto recae sobre el ciudadano del común samario, que no ve mas allá de sus narices, que disfruta su quincena en el estadero "La Samaria" y que no ve mas allá y el provecho que pudiésemos tener usando sabiamente todas las ventajas que la ciudad ofrece con respecto a otras ciudades del país. 
Contamos con una de las mejores Universidades de la costa Colombiana, si puede ser cierto, estoy orgulloso de ser un egresado de la Universidad del Magdalena, esa que gracias al hoy alcalde pudo renacer de sus cenizas como lo hace el ave fenix, esa que trae cultura, debate a la ciudad, esa universidad de la cual hoy los samarios nos podemos sentir orgullosos, pero también es esa universidad en la cual se llevan a cabo practicas burocráticas, cuotas amistosas y demás practicas nada santas...  De esos egresados que salen de la Universidad y que no pueden encontrar en la ciudad una oportunidad para crecer, muchos de nosotros nos ha tocado ser parte de los egresados que emigran a otras ciudades para ver crecer nuestros sueños, y muchos mas se han quedado por las llamadas Ordenes de Servicio que la Universidad le da a gran parte de su nomina mensual. Otros tantos han quedado en trabajos llamados independientes y quizás algunos pocos puedan decir que encontraron en la ciudad una oportunidad real de trabajo que valga la pena y que no se estén moliendo el hombro por un salario mínimo o por el milloncito de pesos.
Y es que con todo lo expuesto sigue siendo paradójico que con todo lo que tiene la ciudad para crecer no muestre esa realidad, pero que vamos a exigirle a los gobernantes de turno, si el único progreso que tienen para mostrar es haber creado un rio natural en la avenida del libertador por construir una marina internacional, o tal vez puedan mostrar un edificio nuevo llamado mercado publico que tiene mas de 5 años y no se inaugura, o hablemos de cerrar calles sin tener planes viales construidos, o porque no decir que las empresas grandes no ven a Santa Marta atractiva por la cantidad de impuestos o tajadas que piden los políticos de siempre, y son los mismos de siempre, cambien de nombre, quitando el Hugo Geneco, por el Chico Zuñiga y luego por Diazgranados y ahora Caicedo. No se ve progreso, no se ve autoridad, antes lo ultimo que vemos es la parranda vallenata entre el alcalde y el gobernador, y no digo que este mal que se tomen unos traguitos y canten juntos "Las flacas están de moda", pero habría que preguntarles que celebran... Por que en la ciudad no se ven oportunidades, no se ve progreso, y es que después de tanto tiempo y tantas obras prometidas incumplidas toca decirlo así.
Esa falta de oportunidades tiene consecuencias reales en nuestro entorno social, jóvenes de 17 años lanzando granadas, matándonos entre nosotros, sin visionar futuro real. El rechazo y repudio es total a este tipo de ataques, pero miremos si solo hacer marchas como es costumbre del alcalde para el rechazo de estos actos es la soluciòn. Seguro que no, entendamos que la soluciòn de muchos problemas de seguridad se resuelven ofreciendole al samario oportunidades reales de progreso, progreso que permita pasar de una ciudad subdesarrollada e indolente con sus muertos a una ciudad modelo de progreso.


martes, octubre 23, 2012

Salud sin cama

Resulta paradójico que el sistema de salud colombiano se harte de decir que esta en quiebra, cuando muchos de los usuarios que mensualmente aportan al horrible sistema no utilicen el servicio ni una vez en el año, y toda vez que el gobierno por medio del FOSYGA repone gran cantidad de dinero a las EPS por la entrega de medicamentos de alto costo... Precisamente esos altos costos han convertido el sistema de salud colombiano en un negocio para los dueños de las EPS y han quebrado los hospitales públicos, no solo por las EPS, también hay q mirar dentro de las administraciones de estas entidades y darse cuenta que muchas de estas son manejadas gracias a la corrupción, burocracia y clientelismo de los grandes políticos.
Que una Clínica en Barranquilla como la Clínica General del Norte cada día se parezca mas a un hospital de mala muerte es solo el reflejo de todo lo anterior, ver como en una camilla de urgencias una persona se muere lentamente y se queja del dolor sin recibir de parte de las ya insensibles enfermeras de esta institución resulta cruel, y lo vi, lo presencie. Tengo que reconocer que esta clínica cuenta con muchos medios diagnósticos que no tienen las demás instituciones de la ciudad, pero también es cierto que las paredes y los muebles no hacen una institución. y tal vez no sea la única que tenga este tipo de trato con los pacientes, seguro que no. Nuestro sistema se salud se limita a atender de manera preferencial a los presidentes, gente con dinero y olvidarse del que no tienen los medios para acudir a una cita medica a tiempo.
Es que no es justo que una cita con el especialista demore 2 meses en entregarse en una EPS, debido según a la cantidad de citas o pacientes que tienen, porque todos merecemos trato justo y digno, ademas de atención oportuna por nuestra salud, para eso aportamos...
En este país no se respeta los enfermos, escuchar de muchos médicos en ciertas ocasiones que ya no vale la pena seguir luchando por la vida de una persona es solo el resultado preciso de las políticas que la llamada ley 100 de 1993 y de cuya catástrofe y hecatombe nacional fue ponente el entonces senador Alvaro Uribe, denota como muchos riquillos se hicieron mas ricos con los dineros de la salud de Colombia.

Ya es costumbre escuchar en las clínicas que no hay cama para el paciente que requiere ser internado, mirar en las salas de urgencia un montón de pupitres de colegio en lo que llaman salas de transito, da dolor de patria, dolor humano, es una situación deprimente donde se nota que muchas veces el dinero lo es todo, incluso hasta el punto de pasar por encima de la salud de los Colombianos, la salud amigos, no es un regalo del gobierno ni de las EPS es un derecho nuestro y obligación del estado ofrecerla y velar porque esta sea  de calidad. Estaría bien preguntarnos que se puede hacer a estas alturas del partido, donde han pasado 19 años desde la promulgación de la ley de sistema de seguridad social del expresidente que se creyó dios.


lunes, octubre 15, 2012

Identidad cultural

Asistir hoy día a un estadio en Colombia y creo que en el mundo muchas veces se vuelve un reto y quizás mucha gente no lo hace por temor a los desordenes que ya estamos acostumbrados a ver, decir que el fútbol es una fiesta es lo que deberíamos estar acostumbrados a ver y decir.
Ver un partido de fútbol desde la tribuna es demasiado emocionante, y mas gritar y celebrar un gol de tu equipo en el estadio, en los tiempos actuales ya no hay diferencia de sexos en los gustos, las mujeres "modernas" se han apasionado tanto por el deporte que ya se pude incluso hablar de esquemas tácticos con ellas.
Lo que no deja de causar admiración es la falta de identidad cultural que ocurre por culpa de la globalización, para mi, no es admisible que hayamos dejado de lado la papayera y la tambora para alentar la selección Colombia en la casa de la selección Barranquilla, para hacerlo con las llamadas Cornetas y Vuvuzelas. Habrase visto semejante extranjerismo importado por nosotros y lo peor del cuento sonarlas tal como si fuera un partido de Rugby. Lo mínimo que esperaría uno al estar viendo un partido de la Selección Colombia en el estadio Metropolitano es que la gente que asiste apoye al equipo al sonar de una buena tambora, que se escuche Fiesta del grupo Raíces y Yo soy mundial de Diomedes Diaz, en contraposición se escuchan miles de vuvuzelas y en el intermedio un merengue de los Hnos Rosario.

Solo quiero con esto llamar la atención y buscar que nos identifiquemos con lo que es nuestro, lo nuestro no es una vuvuzela ni una corneta. La identidad cultural esta por encima incluso de los goles que celebramos... Somo Colombianos, somos caribe!!!

lunes, octubre 08, 2012

Otro fracaso

Jugar en la segunda división del fútbol colombiano no es fácil  mucho menos llevar 7 años en este penoso martirio. Una ciudad futbolera por tradición como lo es Santa Marta no merece estar en estas penurias en las cuales nos tiene el Unión Magdalena. Pero bien hay que revisar las razones de un fracaso que se veía venir incluso antes de comenzar este segundo torneo.
El llamado Torneo Postobon, bien complejo si es, no premia con acierto una regularidad en el año sino que se inventaron un sistema de torneo que tal vez conviene al equipo que mejor remate el año, es por eso que no me cansare jamas de decir que el fútbol colombiano es malo, acá no se premia la regularidad, se premia la asistencia a los estadios, el reconocimiento a la Televisión.
Pero por mas malo que sea el nivel del fútbol colombiano, la llamada fiesta esta en la primera división y es allá donde el Unión Magdalena debe estar, de donde nunca debió salir. Santa Marta es la cuna del fútbol colombiano, no lo digo yo, lo dicen los futbolistas que esta tierra ha parido.
No es justo con la afición del equipo, mucho menos con la ciudad que a estas alturas del torneo el equipo al cual se le invirtió una suma de dinero alta por parte de los directivos este por fuera de las semifinales, y al día de hoy no sabemos si podrá llegar a estas instancias. Pero busquemos en las razones de un fracaso anunciado: Darle continuidad al técnico Silva, a todas luces nunca fue la mejor opción  no lo digo ahora porque estemos ad portas de la eliminación, sino tal vez porque nunca se le vio con la capacidad de manejar una nomina de tanto peso, prescindir de Manteca Martinez, Anibal Domeneghini, jugadores a los cuales se les notaba el amor por la camiseta azul granate, son decisiones de una persona déspota  ingrata, xenofobica que nunca entenderá que el Unión Magdalena no es su laboratorio para formarse como Técnico  que subir a primera división no es una favor a nadie, es una obligación. Si precisamente en esas semifinales el único que se vistió de héroe fue Domeneghini, jugador que con su técnica y clase se echo el equipo al hombro e impulso esa sufrida clasificación a la final perdida con el America por culpa de la ruleta rusa de los penales. Ni hablar de querer echar del equipo al Manteca, goleador de raza, que esta marcando goles en Uruguay y que precisamente esos goles no los tiene el equipo ni con alpinito ni con Silvera, adicional decir que Silva mato a banca el talento de un crack como Juan Manuel Quevedo, que jugo y pisoteo a jugadores llamados refuerzos como Lucas Malacarne y Franco Chivilo, respaldar a Nilson Cortez en el momento que mas mal jugaba, jugar con un esquema llamado Táctico  inclusive sin llegar a tener Delantero nato en la cancha solo me permite afirmar que lo que hizo con el equipo fue probarse como técnico y demostrar a la afición una vez mas que es un fracasado, y no como algún periodista que aun no es periodista pero intenta hacerlo, lo dice: que Carlos Silva es el único Técnico que ha llevado al equipo a dos finales, quien ha dicho que llegar a la final es un triunfo en la B, triunfar en la B es subir  a primera, el que no sube solo se puede llamar Fracasado e Incapaz, mas teniendo un equipo con todos los argumentos y la nomina que tiene el equipo.
Cabe responsabilidad en los jugadores, que se durmieron en sus laureles, viendo como se pasaba el torneo y creyendo que los favores recibidos en el torneo pasado se volverían a repetir, mal hicieron en creer en esto. las cosas seguras valen mas que las cosas soñadas y pensadas.
También deben asumir la responsabilidad de este fracaso los directivos del equipo, por mantener a este personaje en la dirección técnica  a todas luces gran error, ejemplo de buena dirigencia dictada por el Bucaramanga que cambio de timonel en el momento adecuado y esta mas vivo que el Unión.

Ojala Dios ilumine y permita el milagro de ver el equipo en las semifinales del torneo, porque las matemáticas por si solas ya no valen a estas alturas.




Difamar, difamar y difamar

Al sector de ultraderecha Colombiana parece que le quedo gustando el repetir palabras al momento de lanzar sus frases, de ahí tenemos que ...